Las Últimas
19 de enero de 2018 15:22

Canciller de Ecuador participa en 'limpieza espiritual' de la sede partidista

María Fernanda Espinosa, en la sede de Alianza País. Foto: @35PAIS

María Fernanda Espinosa, en la sede de Alianza País. Foto: @35PAIS

Agencia EFE

La canciller ecuatoriana, María Fernanda Espinosa, participó hoy viernes 19 de enero del 2018, en una ceremonia ritual de limpieza de la sede del movimiento oficialista Alianza País (AP) cuyas paredes habían sido pintadas con grafiti contra el presidente, Lenín Moreno.

El ritual de origen indígena y realizado por chamanes tanto a las instalaciones como a la propia ministra de Exteriores ecuatoriana se produce después de que el martes aparecieran pintadas calificando de "traidor" al máximo mandatario y en contra de la decisión un día antes del Tribunal Contencioso Electoral (TCE) que ratificó su liderazgo al frente de la formación.

Espinosa declaró que se ha ejecutado el dictamen del TCE, que confirmó a Lenín Moreno como líder del movimiento gobernante y a Ricardo Zambrano como su secretario general, tras una fuerte pugna por parte de los seguidores del expresidente Rafael Correa y la demanda interpuesta por la legisladora Gabriela Rivadeneira.

"Estamos recuperando la casa y los fundamentos que originaron a PAIS", como también se conoce al movimiento oficialista, añadió la canciller ante los simpatizantes.

La sede, ubicada en la avenida de los Shyris, al norte de la capital ecuatoriana, Quito, albergó el evento en el que participaron alrededor de 60 simpatizantes e integrantes de la Coordinadora de Movimientos Sociales por la Democracia y el Socialismo, así como la Confederación Nacional del Seguro Campesino.

En paralelo, los militantes afines a Moreno portaron banderas y afiches a favor del sí en la consulta popular promovida por el mandatario para el 4 de febrero.

Correa, que rechaza frontalmente esa convocatoria tanto por su tramitación como por algunas de las preguntas que contiene, que considera inconstitucionales, se refirió el jueves al suceso en la sede del movimiento en una entrevista con Efe.

"Vandalismo es poner un grafiti de Lenín fuera? No lo comparto obviamente, pero creo que es una reacción natural de la gente ante tanta humillación, tanta represión, tanta injusticia", argumentó.