Futbolero
14 de noviembre de 2017 10:05

El ‘Rayo’ y el ‘Facu’ ya piensan como ‘profes’

Johnny Baldeón y Facundo Martínez no se quedaron quietos y tras lesionarse dieron una manito en el cuerpo técnico del Clan y la Católica. Pero aclaran que quieren seguir jugando. Foto: Archivos / ÚN

Johnny Baldeón y Facundo Martínez no se quedaron quietos y tras lesionarse dieron una manito en el cuerpo técnico del Clan y la Católica. Pero aclaran que quieren seguir jugando. Foto: Archivos / ÚN

David Paredes

Johnny Baldeón es uno de los primeros en llegar a los entrenamientos del Clan Juvenil. Se reúne con los panas de utilería para darles indicaciones, pero se muestra colaborador: ayuda a sacar los conos, cintas y balones, para que todo quede listo para la práctica. Después, desaparece de la escena. Diez minutos más tarde, reaparece cambiado con el uniforme de turno.

Ahora, el delantero sangolquileño ya no luce igual que sus compañeros. En estos días utiliza el calentador que se ponen los ‘profes’ del cuerpo técnico, comandado por los ‘ches’ Leandro y Julio Asad.

Desde que el ‘Rayo’ Baldeón se lesionó (rotura de ligamentos cruzados), el ‘Turco’ Asad le encomendó una compleja tarea. Hasta el final de la temporada ya no entrará a la cancha para poner pases a sus compañeros o para hacer los goles.

Ahora cumple la misión de ser el preparador físico del equipo de Primera.
“A Johnny lo conozco desde que era cachorro. Sé qué clase de persona es y por eso le confiamos esta función. Faltan pocas fechas y nos quedamos sin preparador físico. Él está estudiando y creemos que esta práctica le va a servir”, sostiene el DT Asad.

Baldeón se ríe cuando ÚLTIMAS le pregunta si sus compañeros son ‘ruditos’ para entender sus indicaciones. “Hay unitos que no mismo”, dice en tono de broma, mientras observa unos papeles en una tablita amarilla. De su cuello ahora cuelga un cronómetro y camina de un lado a otro de la cancha, mientras los futbolistas trabajan con sus indicaciones.

“Lamentamos mucho que el profesor Marco Zapata (preparador físico) se fuera del equipo. Asad me dijo que me hiciera cargo porque sabe que estoy estudiando para DT”, dijo Baldeón.

En la tablita que siempre lleva, hay apuntes de sus clases. Tiene cuadros con movimientos tácticos y trabajos físicos. Dice que esas hojitas de cuaderno universitario y papel bond son oro puro. Sobre todo ahora que temporalmente es un ‘profe’ más del equipo.

Darío Lajones, golero del ‘Patrón’ del Valle, dice que Baldeón, exjugador del Quito y de 36 años, no es exigente, pero tiene su toque para llegar al futbolista. “A Johnny lo respetamos como a cualquier entrenador. Le hacemos caso y sabemos que todo lo que nos pide es por nuestro bien”, dice el quiteño.

El ‘Rayo’ aún no piensa en el retiro. Quiere recuperarse por completo y jugar un par de años más. Se siente como un guambra en el terreno de juego. Esta experiencia la asume como una oportunidad para incrementar sus conocimientos. Incluso acude a los libros y al material didáctico que recibe en el Instituto de la Federación Ecuatoriana de Fútbol, para sacar algún ejercicio para los entrenamientos.
En Católica, el ‘Facu’ fue asistente durante tres meses.

Cuando al mediocampista argentino Facundo Martínez le preguntan si esto de ser asistente técnico de la Católica es un pasito más hacia su retiro, cambia su semblante. Asegura que todavía tiene harto fútbol en sus piernas, como para tomar esa decisión.

El ‘Facu’ se hizo parte del cuerpo técnico de la Católica por pedido de la dirigencia. Él era el capitán del equipo durante la primera etapa. Una lesión en su peroné de la pierna izquierda le impidió jugar con regularidad y por eso se vio relegado en el equipo.

Ahora, como ‘profe’, ha buscado mantener la filosofía ofensiva de juego que hace ocho años (bajo el mando del DT Jorge Célico) viene practicando el ‘Trencito Azul’.
Martínez estudia a distancia para ser entrenador. Por eso tomó con calma esta chance que le dio la dirigencia. Dice que son unas pasantías merecidas.

“Tomé esta responsabilidad como un reto más en mi carrera. Eso sí, no he descuidado mi estado físico. El próximo año quiero jugar y por eso me estoy preparando”, dice el ‘Facu’.

Sus compañeros aseguran que él es clave en las charlas. Desde afuera de la cancha se da cuenta de los errores en defensa o de las fortalezas en ataque. Además, da sus ideas de juego durante los entrenamientos. Con el DT interino Marcelo Romano hubo buena química.